Hola! ¿Quieres saber un poco más de mi?

Pues te platico mi visión de cuando trabajo en bodas... 

Cuando capturo una boda, me considero afortunada de ser elegida para contar esa historia, creo que las películas de bodas deben ser románticas, divertidas, sentimentales y emocionantes, pero sobre todo que reflejen los sentimientos vividos.

Mi meta es que cada vez que veas tu película se te haga un nudo en la garganta, que llores, que rías y que recuerdes el gran amor que te llevo a dar ese gran paso. Que quieras mostrarlo a tu familia y amigos para revivir con ellos un día que marcó tu vida para siempre...

Siempre que hago una boda, me emociono tanto como si estuviera en mi propio vals, en la primera vez que vi a mi esposo vestido de novio, en cada gesto y mariposa en el estómago que sentí cuando me casé. Es por eso que mi alma y corazón están en cada historia, en cada detalle, porque sé que solo lo vivirás una vez; y que puedes revivirlo de la mejor forma, si eliges a la persona adecuada para contarlo...

Esta soy yo, este es mi trabajo. Si te gusta, ¡Estaré encantada de hacer tu película de boda!